La Belleza de los Sistemas Modulares

rollertracking

Las instalaciones modulares ofrecen la flexibilidad y adaptabilidad necesarias para cambiar los procesos en cualquier momento para ofrecer una mejora continua del rendimiento.

La belleza del sistema modular Graphit es que está diseñado para apoyar el cambio. Los componentes son baratos, intercambiables y reutilizables y las modificaciones pueden hacerse rápida y fácilmente utilizando herramientas básicas en respuesta a la evolución de los requisitos de producción.

Adaptar el diseño de una estación de trabajo, reposicionar el almacén o diseñar un carro nuevo manipular componentes de forma inusual, son sólo algunos de los cambios que se pueden hacer para cumplir con los nuevos requisitos o mejorar el rendimiento incremental.

Con los ambientes de producción tradicionales se realiza mucho esfuerzo en el diseño porque las modificaciones posteriores son difíciles y costosas. Con los sistemas modulares, el diseño inicial sigue siendo importante, pero los cambios posteriores son mucho más fáciles de hacer. Para los ingenieros de producción, esto les permite cambiar su énfasis del proceso de diseño a la mejora del proceso.

Los sistemas modulares, permiten una mayor flexibilidad durante las fases de diseño, implementación y aplicación. Las instalaciones de almacenamiento y estaciones de trabajo se crean utilizando tubos, uniones y accesorios, como camas de rodillos y ruedas, que permiten una infinita gama de configuraciones, formas y tamaños.

El equipo puede ser optimizado para los requisitos de manejo de materiales, disponibilidad de espacio y la mejor ergonomía posible para reducir o eliminar el espacio perdido, el movimiento y la distancia para maximizar la eficiencia y la productividad. Muchas empresas de fabricación caen por no darse cuenta de que siempre hay espacio para la mejora, no importa lo bien diseñado que esté la instalación, y que los cambios pueden y deben hacerse tan a menudo como sea necesario.

Los mayores beneficios de los sistemas modulares en el Lean Manufacutirng, son a menudo más evidentes en el entorno de producción. Los ingenieros pueden mejorar el diseño y la ergonomía del área de trabajo para asegurar que las herramientas, los componentes y los subconjuntos estén siempre al alcance de la mano. Esto podría, por ejemplo, reducir el número de tareas de picking o las distancias recorridas para colocar o recuperar elementos.

Reducir el exceso puede llevar a mejoras significativas en la productividad.

Incluso la altura de la persona que trabaja en una estación de trabajo determinada puede afectar la posición ideal de las herramientas y los componentes. A veces la mejora potencial sólo se hace evidente cuando la producción está en marcha.

Los operarios de la producción son muy buenos en encontrar el sitio para la mejora en su propio espacio de trabajo. Muchas de las implementaciones más exitosas del Lean Mnufacturing involucran al personal de producción colaborando con gerentes e ingenieros para identificar e implementar el cambio en la planta. Las alteraciones también pueden ser beneficiosas si algo cambia en el entorno de producción, como la introducción de un nuevo componente o herramienta.